31 ago. 2013

Promesas: Nicolás PISANO

Marcador central que debutó con Argentinos descendido y que luchó para lograr la vuelta a Primera

Nicolás Pisano en la previa de Argentinos enfrentando a Gimnasia y Esgrima de Jujuy


Por Javier ROIMISER

Si de algo se jacta el hincha de Argentinos es de la gran cantidad de jugadores que surgen de sus divisiones inferiores año a año. Algunos son destacadas figuras internacionales y otros no tienen tanta trascendencia, pero quedan en el recuerdo del hincha por su entrega con los colores del club.
Nicolás Osvaldo PISANO se puso oficialmente la camiseta de Argentinos Juniors por primera vez el día en que se jugaba el último partido en Primera División en el Clausura 2002. Con un equipo plagado de juveniles -para un par de ellos sería debut y despedida en el club-, Argentinos se despidió ante Lanús en cancha de Ferro cayendo por 2 a 0.
Pisano continuó durante las siguientes dos temporadas en el Nacional "B". En la primera no tuvo chances de jugar por la gran cantidad de jugadores que llegaron para intentar volver a la máxima categoría. En la siguiente, de la mano del nuevo Director Técnico, Gustavo Quinteros, quien lo conocía y mucho de divisiones inferiores y Reserva, comenzó como titular. Tras los primeros tres partidos Pablo De Muner ocupó su lugar primero y luego Pedro Aguírrez. Volvió a jugar al llegar a la dirección técnica el Checho Batista en los dos últimos partidos del semestre. En el Clausura 2004 del Nacional "B" jugó un solo partido -ante Defensores de Belgrano en La Paternal, ingresando por Barroso sobre la hora- y disputó su último partido en el club reemplazando a De Muner -lesionado- en el partido de ida por la Promoción 2004 ante Talleres de Córdoba en cancha de Argentinos, partido que se ganó 2 a 1 y fue clave para conseguir el ascenso tres días más tarde. Totalizó 8 partidos en el club.
Tras la vuelta a Primera, siguió jugando en el Nacional "B" para Defensores de Belgrano. Defendió los colores del Dragón durante tres temporadas, sufriendo el descenso a la Primera "B" Metropolitana en la primera que jugó. En 2007 inició su periplo internacional jugando para Cienciano de Perú. En 2008 siguió en el país incaico al firmar para Atlético Minero, pero en el segundo semestre de ese año cruzó el Océano Atlántico y llegó a Italia para jugar en el Sambenedettese, de la Serie C1. Problemas contractuales y de cobro lo mantuvieron sin jugar en el primer semestre de 2009. Para la siguiente temporada siguió en el Calcio jugando para el Taurisano, de la Eccellenza -Sexta División-. En 2010 volvió a nuestro país y firmó para Gimnasia y Esgrima de Jujuy. En 2011 cruzó la Cordillera y jugó durante un año y medio en Cobresal de Chile. La temporada 2012/13 lo vio con los colores de Douglas Haig de Pergamino en su vuelta a la Primera "B" Nacional. Fue su último club profesional como futbolista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario